Si bien las enfermedades cardíacas son la causa de muerte más común en el mundo, también es cierto que son una de las que más se pueden prevenir. ¿Cómo? incorporando rutinas sencillas en el día a día.

Parte de la prevención se vincula principalmente con atacar los factores de riesgo, sobre todo el consumo de tabaco, de alcohol y de alimentos dañinos.

Llevar una vida activa puede parecer algo obvio, sin embargo es un hábito extremadamente común que impacta directamente la salud. Incorporar actividad física gradualmente es ideal para combatir el sedentarismo y, de esta manera, mejorar la calidad de vida.

También es importante realizarse controles, y verificar si se padece hipertensión o se tiene niveles elevados de colesterol y de azúcar o diabetes. Asimismo, es recomendable llevar una dieta saludable y realizar cotidianamente ejercicios.

Desde la Cámara de Empresas de Internación Domiciliaria de la Provincia de Buenos Aires (CAMEID) entendemos que la prevención es la mejor forma de tener una buena calidad de vida. En ese sentido, resaltamos la importancia de mantener hábitos saludable y lo fundamental de realizar una visita al médico al menos una vez por año.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s